• Portada
  • Portada2
  • Portada3
  • Portada4
  • Portada5
  • Portada6

Otras actividades micológicas

Con el fin de difundir otras actividades relacionadas con la micología, mostramos algunas que nos han hecho llegar Asociaciones amigas y otras entidades.

 

cartel experimenta setas

Cartel 2017

Cartel final

Excursión de primavera 2017

Estas son algunas de las fotografías de la excursión que realizamos esta primavera.

unnamed3

unnamed

unnamed2

Información detallada

 

1 Ciertos hongos podrían eliminar los excesos de radiación

Por Reid Schram - La Gran Época


La micorremediación promete ser un método barato y efectivo para limpiar la radioactividad de zonas altamente contaminadas.

 1info Cuando en 2007 los científicos rusos enviaron un robot a la central nuclear de Chernóbil, lo último que se imaginaban encontrar era vida. En el interior de las zonas más radioactivas del núcleo principal había un grupo de hongos comunes colectivamente denominados “moho negro”, creciendo en las paredes del reactor.
Estos mohos estaban creciendo en uno de los ambientes más hostiles del planeta, con elevados niveles de radiación suficiente como para administrar una dosis letal en cuestión de minutos. Pero estos hongos no sólo estaban creciendo, sino que también estaban prosperando. Arturo Casadevall, investigador en la Facultad de Medicina Albert Einstein de Nueva York, estudió estos mohos resistentes y ayudó a identificar a diferentes especies.
Todos compartían una característica muy interesante: contenían melanina, un pigmento de la piel. Quizás la más interesante fue una de las especies comunes del moho negro, Crytococcus neoformans. Este hongo normalmente no contiene melanina, pero cuando era expuesto a niveles de radiación 500 veces más elevadas que la radiación de fondo, empezaba a producir melanina en 20-40 minutos.

 

Cuando en 2007 los científicos rusos enviaron un robot a la central nuclear de Chernóbil, lo último que se imaginaban encontrar era vida. En el interior de las zonas más radioactivas del núcleo principal había un grupo de hongos comunes colectivamente denominados “moho negro”, creciendo en las paredes del reactor.
Estos mohos estaban creciendo en uno de los ambientes más hostiles del planeta, con elevados niveles de radiación suficiente como para administrar una dosis letal en cuestión de minutos. Pero estos hongos no sólo estaban creciendo, sino que también estaban prosperando. Arturo Casadevall, investigador en la Facultad de Medicina Albert Einstein de Nueva York, estudió estos mohos resistentes y ayudó a identificar a diferentes especies.
Todos compartían una característica muy interesante: contenían melanina, un pigmento de la piel. Quizás la más interesante fue una de las especies comunes del moho negro, Crytococcus neoformans. Este hongo normalmente no contiene melanina, pero cuando era expuesto a niveles de radiación 500 veces más elevadas que la radiación de fondo, empezaba a producir melanina en 20-40 minutos. El hongo utiliza la melanina para capturar la energía esparcida por la radiación iónica.
Dentro del género Crytococcus hay especies que crecen más rápido en ambientes con elevada radiación que sus homólogos en cantidades normales de radiación. El trabajo de Casadevall llevó al descubrimiento de que el hongo utiliza la melanina para capturar energía desprendida por la radiación iónica, de manera similar a cómo las plantas usan la clorofila para captar la luz solar. Los niveles de radiación que hay en la Tierra históricamente han sido más elevados que los actuales.
Se han encontrado grandes cantidades de esporas fúngicas altamente melanizadas en yacimientos de principios del periodo Cretácico, época en la que tuvo lugar la extinción masiva mundial de animales y plantas. Una causa sugerida de esta extinción masiva es que el campo magnético protector de la Tierra se debilitó o abrumó.
Esto habría permitido una excesiva radiación solar y cósmica en nuestra atmósfera para la supervivencia de la mayoría de las formas de vida. Pero lo que habría sido una pesadilla para la mayoría de la vida en la Tierra, había sido una bendición para los hongos portadores de melanina. El hongo al que le gusta la radiación, denominado científicamente como “hongo radiotrófico” tiene muchas aplicaciones potenciales. En 1987, en el lugar de la catástrofe de Chernóbil, se observó que grafito altamente contaminado utilizado para enfriar el reactor, estaba siendo descompuesto por una especie de hongo aún desconocida.
Varias especies de hongos también son capaces de concentrar diferentes metales pesados. Después de la fusión del reactor nuclear de Chernóbil, se avisó a los recolectores de setas de toda Europa que no cogieran ni comieran ciertas especies de hongos porque podrían tener radioactividad. Gomphidius glutinosus es una seta de bosque común que concentra cesio radioactivo-137 a 10.000 veces los niveles de fondo.
Una zona que ha sido contaminada con cesio mortal, como el área circundante de la central de Fukushima en Japón, podía tener esporas de esta especie de hongo diseminadas allí, y posteriormente, cuando los sombreros de las setas radioactivas aparecieran, se podrían recolectar y eliminar apropiadamente. Utilizar el hongo para limpiar radioactividad u otro tipo de residuo tóxico es una técnica emergente conocida como micorremediación, y promete ser más barata que otros métodos competidores.

 

2 Gas sarín.

De Wikipedia, la enciclopedia libre.

Micorremediación
 

2info

Pleorotus Ostreatus

 
Micorremediación, una frase acuñada por Paul Stamets, es una forma de biorremediación, un proceso que usa hongos para degradar o retener los contaminantes en el ambiente. Estimulando la actividad enzimática y microbiana, el micelio educe lras toxinas in-situ. Algunos hongos son hiperacumuladores, capaces de absorber y concentrar metales pesados en el esporocarpo.
Una de las funciones principales de los hongos en el ecosistema es la descomposición, que es realizada por el micelio. El micelio secreta enzimas extracelulares y ácidos que descomponen la lignina y la celulosa, los dos principales componentes de la fibra vegetal. Estos son compuestos orgánicos formados por largas cadenas de carbono e hidrógeno, estructuralmente similares a muchos contaminantes orgánicos. La clave de la micorremediación es la determinación de la especie concreta de hongo para eliminar un contaminante específico. Se ha informado que ciertas cepas han degradado con éxito gases nerviosos como VX y sarin.
(En un experimento realizado junto con el Dr. S. A. Thomas, un importante contribuyente a la industria de la biorremediación, una parcela se contaminó con diesel y se inoculó con champiñones ostra; se usaron técnicas tradicionales de bioremediación (bacteria) en los controles.

Después de 4 semanas, más del 95% de los hidrocarburos aromáticos policíclicos habían sido reducidos a componentes no tóxicos en las parcelas in
oculadas con el hongo. Los hongos que descomponen madera son particularmente efectivo descomponiendo contaminantes aromáticos (componentes tóxicos del petróleo), así como compuestos clorados (ciertos plaguicidas persistentes).
El concepto de micorremediación fue explorado en la película de 1984, Nausicaä of the Valley of the Wind, donde grandes extensiones de bosques de hongos rehabilitan el planeta después de una catástrofe humana debida a la contaminación.
La micofiltración es un proceso similar, usando el micelio del hongo para filtrar desechos tóxicos y microorganismos del agua del suelo.


3 Hongos que producen combustible

BBC Ciencia

Un hongo capaz de producir componentes como los que se encuentran en la gasolina diesel fue descubierto en la Patagonia.
El hongo podría ser una fuente potencial de combustible limpio para autos.

3info
Hidrocarburos
El hongo, afirmó una investigación publicada en la revista Microbiology, podría ser potencialmente una nueva fuente de energía verde.
El ejemplar, bautizado con el nombre Gliocladium roseum, fue descubierto en un árbol de ulmo (Eucryphia cordifolia)por científicos de la Universidad Estatal de Montana, Estados Unidos.
Tal como explicaron los científicos, el G. roseum genera varias moléculas diferentes que producen hidrógeno y carbono y que se encuentran en el diesel.
Por esto se podría producir una nueva forma de combustible limpio que los científicos llaman "mycodiesel", en cuyo desarrollo están ahora trabajando.
"Éste es el único organismo que se ha demostrado que es capaz de producir esta combinación importante de sustancias combustibles" afirmó el profesor Gary Strobel, quien dirigió la investigación.

"El hongo puede incluso producir estos componentes de diesel a partir de la celulosa, lo cual podría ser una mejor fuente de biocombustible que cualquiera de las que se usan actualmente", agregó.
Cuando examinamos la composición del G. roseum, quedamos totalmente sorprendidos de ver que éste estaba produciendo una variedad de hidrocarburos y derivados de hidrocarburos
Prof. Gary Strobel
Muchos tipos de microbios producen hidrocarburos, compuestos formados por hidrógeno y carbono.
Los hongos que crecen en la madera parecen producir una gama de compuestos potencialmente explosivos.
Por ejemplo, el G. roseum que crece en los bosques tropicales produce varias cadenas largas de hidrocarburos y otras moléculas biológicas.
Los científicos estadounidenses estaban tratando de descubrir hongos nuevos en el árbol de ulmo exponiendo sus tejidos a los antibióticos volátiles que produce otro tipo de hongo, el Muscodor albus.
"Nos sorprendió ver que el G. roseum logró crecer en presencia de estos gases, cuando todos los otros tipos de hongos murieron", explicó el profesor Strobel.
"Cuando examinamos la composición del G. roseum, quedamos totalmente sorprendidos de ver que éste estaba produciendo una variedad de hidrocarburos y derivados de hidrocarburos".
"Los resultados fueron totalmente inesperados", agregó el científico.
Posteriormente, cuando los investigadores cultivaron el hongo en el laboratorio, éste fue capaz de producir un combustible que, dicen, es muy similar a la gasolina diesel que ponemos en nuestros autos.
Otra ventaja de este potencial combustible, expresó el profesor Strobel, es que puede ser producido directamente de la celulosa, el principal compuesto de las plantas y el papel.
Cuando se utilizan plantas para producir biocombustibles, éstas deben ser primero procesadas para convertirlas en compuestos útiles, como celulosa.
Pero el G. roseum, puede producir mycodiesel directamente de la celulosa.
"Esto significa -expresaron los autores- que el hongo puede producir combustible saltándose un gran paso en el proceso de producción".
La celulosa, igual que la lignina, son los compuestos que forman las paredes celulares de las plantas.
La lignina es el "pegamento" que mantiene unidas a las fibras de la celulosa y permite que la planta se mantenga firme.

4info Muchos hongos que crecen en los árboles producen compuestos como hidrocarburos.
Estos compuestos son la parte de la planta que los animales no pueden digerir, por eso a partir de ellos se obtienen productos no alimenticios como serrín y viruta.
Tan sólo de las tierras cultivables se producen cerca de 430 millones de toneladas de desechos de plantas cada año.
En la actual producción de biocombustibles, estos desechos deben ser procesados con enzimas llamadas celulasas para convertir la celulosa en azúcar.
Y posteriormente se fermenta esta azúcar para convertirla en etanol que puede ser usado como combustible.
Tal como explicó el profesor Strobel "estamos muy emocionados porque descubrimos que el G. roseum puede digerir celulosa".
Aunque el hongo produce menos mycodiesel cuando se le alimenta con celulosa que con azúcar, los científicos creen que es posible desarrollar nueva tecnología de fermentación y manipulación genética para mejorar esta producción.
Si se logra producir masivamente este mycodiesel, afirman los expertos, el hallazgo de este humilde hongo podría revolucionar la industria de los biocombustibles.

4 Hongos que degradan plásticos

Alejandra Martins
BBC Mundo


Estudiantes descubren un hongo que degrada plástico
 

Foto: gentileza Universidad de Yale
5info
Jonathan Russell identificó las enzimas más eficientes en la degradación de poliuretano.
 
El viaje de un grupo de estudiantes a la Amazonía tuvo un resultado inesperado y potencialmente revolucionario: el descubrimiento de un hongo que puede descomponer o degradar plástico.
Los alumnos, del departamento de Biología Molecular y Bioquímica de la Universidad de Yale, en Estados Unidos, realizan como parte de su curso trabajo de campo en la selva amazónica, donde recolectan organismos endofitos: hongos o bacterias que viven al menos parte de su vida en simbiosis en los tejidos de las plantas sin causar enfermedad.
En busca de la "isla de la basura"
Pria Anand, una de las estudiantes, decidió investigar si los endofitos que había recogido en Ecuador en 2008 registraban actividad biológica en presencia del plástico.
Luego de la graduación de Anand otros estudiantes continuaron la búsqueda. Jeffrey Huang investigó la capacidad de los organismos para romper enlaces químicos.
Foto: gentileza Universidad de Yale
  6info
Un organismo en hongos plantas amazónicas muestra actividad biológica en presencia de poliuretano.
Jonathan Russell, por su parte, identificó las enzimas más eficientes en la descomposición de poliuretano, un plástico utilizado ampliamente en la elaboración de fibras sintéticas, piezas para aparatos electrónicos y espumas para aislamiento térmico.
"Cada estudiante recolectó muestras de plantas en torno a un tema específico, por ejemplo, plantas con usos medicinales como antibióticos etc. Elegimos plantas identificadas con la ayuda del botánico Percy Nuñez, también autor del estudio, quien es experto en las regiones costeras y amazónicas de Ecuador", dijo Russell a BBC Mundo.
Russell observó un día que parte del plástico en uno de los llamados platos de Petri (utilizados para cultivos en el laboratorio) había desaparecido.
Lo que los estudiantes habían descubierto es que el hongo denominado Pestalotiopsis microsporapuede degradar plástico. Varias especies de hongos pueden descomponer plástico al menos parcialmente, pero Pestalotiopsises el único que puede hacerlo sin presencia de oxígeno, algo fundamental para futuras aplicaciones en vertederos.
"Este descubrimiento muestra que pueden suceder cosas maravillosas cuando alentamos la creatividad de los estudiantes", dijo Kaury Lucera, profesora del departamento de Biología Molecular de la Universidad de Yale.
El uso de toneladas de plástico y las dificultades para reciclarlo son un gran desafío para la ciencia.
Las bolsas de plástico se utilizan muchas veces por sólo unos minutos –el tiempo que lleva llegar del supermercado a la casa- pero pueden tardar cientos de años en descomponerse. Muchas acaban en el mar, donde son ingeridas fatalmente por aves marinas.
Pero transformar un hallazgo del laboratorio en una herramienta de escala industrial puede ser un largo proceso. Russell advierte que el descubrimiento de los estudiantes de Yale no es una solución mágica, sino un paso modesto hacia una meta importante.
Un nuevo grupo de estudiantes está analizando si endofitos recolectados en viajes recientes a la Amazonia pueden ser utilizados para descomponer plásticos aún más difíciles de degradar como el poliestireno.
"Espero que este proyecto inspire a otros estudiantes a inventar sus propios mecanismos o utilizar los que desarrollamos nosotros para encontrar organismos que degradan polímeros. No hacen falta muchos recursos o equipo para diseñar un experimento simple y poderoso en ciencia", dijo Russell a BBC Mundo.
"¡Cualquiera puede ser un científico si enfoca su mente con ese propósito!".
Los resultados de la investigación fueron publicados en la revista Applied and Environmental Microbiology. Las expediciones a la selva fueron financiadas por el Instituto Médico Howard Hughes.
7info
Pria Anand recolectó los hongos en un viaje a Ecuador en 2008.
 

5 Hongos en los alimentos

Los hongos están presentes en muchos de los alimentos que tomamos cada día.
Como ejemplo está el Pan, leche, vino, yogures, quesos, etc..
Ejemplos concretos.
ESPECIE: Mucor rouxii
Se utiliza en procesos de maduración de quesos.
ESPECIE: Penicillum camembert
Se utiliza en la maduración de quesos camembert
ESPECIE: Penicillum roqueforti
Ayuda a la maduración de quesos azules, como el queso Roquefort.
ESPECIE: Sacharomyces cerevisiae Var. bayanus. Sacharomyces cerevisiae Var.cerevisiae.
Ayudan en la elaboración de los vinos.

 

8info

Un hongo para mejorar las propiedades del vino

Muchos alimentos y bebidas fermentadas contienen aminas biógenas, unas sustancias que cumplen un papel esencial en nuestro organismo pero que en altas concentraciones y en personas sensibles, pueden tener efectos negativos. Un estudio publicado en la revista Journal of Applied Microbiologypropone un nuevo tratamiento para reducir estos compuestos en el vino.

"El procedimiento, probado en vinos blancos y tintos, se basa en el empleo de extractos enzimáticos del hongo Penicillium citrinum. Este hongo proviene de la vid, lo que permite que la materia prima de la que se obtiene el vino sea al mismo tiempo la fuente natural del principio activo", explica Victoria Moreno?Arribas, del Instituto de Investigación en Ciencias de la Alimentación (CSIC y Universidad Autónoma de Madrid). Elhongo puede degradar concentraciones elevadas de histamina, tiramina y putrescina, que son las aminas biógenas más frecuentes en los vinos. El nuevo método, además, no compromete la calidad final del producto, algo que sucede con los métodos habituales para controlar la cantidad de aminas biógenas.

Es necesario destacar que estos compuestos, en condiciones normales, no son perjudiciales. "Las concentraciones habituales de aminas biógenas no suponen un riesgo para la salud del consumidor, ya que el tracto digestivo del ser humano posee un eficiente mecanismo de detoxificación", indica la investigadora. "Sin embargo, en individuos sensibles, con los sistemas de detoxificación alterados, puede existir cierto riesgo de reacciones alérgicas, trastornos digestivos o migrañas".
En definitiva, se trata de mejorar las propiedades intrínsecas de los caldos sin poner en riesgo su calidad.


6 Hongos medicinales


¿Existen setas medicinales?


Uno de los ejemplos más conocidos de hongos medicinales es el Penicilium notatum. El notable descubrimiento de sus propiedades por parte del Dr. Fleming llevó a la síntesis de la penicilina. Actualmente se conocen cerca de 600 especies de hongos que contienen sustancias que pueden tener actividades terapéuticas. Algunas de estas especies son tóxicas, pero otras son comestibles y muy agradables al paladar. Fuente-(COL-LEGI DE FARMACEUTICS DE BARCELONA).


Las setas comestibles, a parte de su alto valor proteico, contienen entre un 10 y un 50% de hidratos de carbono no digeribles por las enzimas humanas pero que pueden ser fermentadas parcialmente por las bacterias del colon, lo que les confiere un efecto sobre el aparato digestivo similar al de la fibra. Estas sustancias se hinchan con el agua y tienen un efecto regulador del tránsito intestinal. Además aumentan la excreción de ácidos biliares y tienen propiedades antioxidantes e hipocolesterolemiantes. Fuente-(COL-LEGI DE FARMACEUTICS DE BARCELONA )


• Son una abundante fuente de minerales y de oligoelementos (cobre, zinc, selenio, hierro y molibdeno) implicados en muchos mecanismos biológicos. La concentración de selenio en las setas oscila entre 0.012 y 20.0 mg/kg de peso seco, y el contenido mayor de selenio se encuentra en el boleto comestible (Boletus edulis). El selenio es muy importante para el funcionamiento de un gran número de procesos biológicos, y ha mostrado ser uno de los micronutrientes que poseen mayor efecto antioxidante y protector contra algunos tipos de cáncer. A parte del mencionado boleto, otras setas ricas en selenio son la colibia de pie aterciopelado (Flammulina velutipes), el champiñón (Agaricus bisporus), que además ayuda a regular los niveles elevados de glucosa en sangre, y la gírgola (Pleurotus ostreatus). Esta última, junto con la seta de cardo (Pleurotus eryngii), también es rica en polisacáridos, y tienen una acción beneficiosa sobre el sistema inmune. Fuente-(COL-LEGI DE FARMACEUTICS DE BARCELONA )


• La recogida de hongos favorece el contacto con la Naturaleza y supone un sano ejercicio. Por ejemplo, entre las personas de mayor edad está comprobado que quienes se dedican a pasear y a la recogida de setas se sienten mejor y visitan mucho menos los centros de salud que las ociosas. Aparte del estímulo vital que supone tomar contacto con la Naturaleza, particularmente si existe el premio de encontrar hongos, en este grupo de seres vivos encontramos inestimables remedios. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).
Hongos que poseen una acción como antibióticos.


•Particularmente destacan los antibióticos del grupo Penicillium, pero es menos conocido que además poseen este valor ciertos hongos comestibles muy populares como:
–Los champiñones (Agaricus campestris y Agaricus bisporus).
–El Nícalo (Lactarius deliciosus).
–El pie azul (Lepista nuda).
–Las senderillas (Marasmius oreades)
Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


Hongos que poseen una acción antituberculosa
• Es el caso de la pardilla (Clitocybe nebularis), que además posee efecto insulina útil para los diabéticos. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda2007).


Hongos que poseen una acción antitumoral.
• Es el caso del bejín gigante (Calvatia gigantea), del cual se aisló la calvacina en 1959, sustancia anticancerígena. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


Hongos que poseen una acción antitumoral.
• También se ha comprobado la presencia de sustancias con propiedades similares en muchas otras especies como Ganoderma lucidum, Inonotus hispidus, Fomesfomentarius, etc. En el caso del “shiitake”(Lentinus edodes) es aplicable en cánceres gástricos. Contra la gastritis, así como antiulceroso y contra los tumores gástricos, se emplea Inonotus hispidus. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


Hongos que poseen una acción que reduce el colesterol negativo.
• Tal es el caso de la seta de cardo (Pleurotus eryngii), la seta de chopo (Pleurotus ostreatus) muy comercializada, aunque la gente la llama seta de cardo, esta seta es la de ostra. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


• Por otro lado para la Grifola frondosa se ha citado su capacidad para reducir la presión arterial excesiva. (Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


• Es rico en minerales (como potasio, calcio y magnesio), diversas vitaminas ( B 2 , D 2 y niacina ), fibras y aminoácidos. (WIKIPEDIA)


Hongos que poseen una acción para el tratamiento de la Leucemia.
• Coriolus versicolor posee sustancias utilizadas en investigación para el tratamiento de la Leucemia, mientras que otras especies poseen sustancias inmunosupresoras, como Pisolithus tinctorius o Tricholoma populinum. Tales sustancias se administran a los trasplantados para que no rechacen los órganos recibidos, así como también en los problemas de asma.


• Por otro lado el Cordyceps sinensis, empleado con notable éxito por los atletas chinos, por sus propiedades revitalizantes y vigorizantes. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).
Hongos que poseen una acción cicatrizante.


• En cuanto a la cicatrización de heridas externas e internas, en general destacan los Gasteromycetes, con sustancias de gran interés en cirugía. Los géneros en los que se encuentran estas extraordinarias sustancias son Lycoperdon, Bovista, Calvatia, Pisolithus, Astraeus, etc. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).


¿Verdad o mito?
• El efecto beneficioso de los hongos no es nada nuevo. Diversos hongos de nuestros bosques y campos poseen propiedades antioxidantes que disminuyen el efecto de los factores que causan envejecimiento en el ser humano. Muchos de ellos presentan capacidades revitalizantes, antiinflamatorias, antivíricas, antialergénicas, o antidiabéticas y reducen el colesterol. También poseen vitaminas A, E, C, así como minerales como el selenio. Aunque gozan de estas propiedades saludables no podemos descuidar las cantidades que se consumen. Los hongos comestibles aún los más apreciados, son en su conjunto de lenta digestión. Por ello no es recomendable consumir grandes cantidades, ya que a ciertas personas sensibles les pueden causar indigestiones o reacciones alérgicas.


• Conocido es el efecto de los antibióticos, producidos por diversos hongos. El mismo hongo
Penicillium, a partir del cual se descubrió la universal y valiosísima penicilina, se usaba tradicionalmente como desinfectante de heridas graves en diversas comarcas de España.
Hasta incluso hongos tan humildes o despreciados como los pedos de lobo o cacaforras presentan un valor medicinal y antibiótico tan grande que están siendo estudiados y aplicados en la cirugía moderna. Fuente-(Juan Andrés Oria de Rueda 2007).

 

Claves para identificar especies de género Agáricus.

 

 

Claves para identificar especies de género Lactárius.

 

 

La Comunidad edita un decálogo para un buen uso del monte.

carrusel1

La Comunidad de Madrid edita un decálogo para el buen uso del monte en la zona de Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama y la zona periférica.

El documento resume a grandes rasgos las consideraciones que debemos tener en cuenta, para el buen uso del medio natural, respetando el mismo así como las infraestructuras existentes.

Puedes descargarlo aquí



Antes de ir

INFóRMATE:

Prepara tu recorrido. Elige las rutas que mejor se adaptena tus condiciones. Consulta la predicción meteorológica. Al planificar tu visita utiliza el transporte público o minimiza los desplazamientos en coche.

EQUíPATE:

Lleva ropa y calzado apropiados, teléfono móvil cargado, agua, gorra y protección solar. Evita ir solo o avisa a alguien de tu itinerario.



Cuando estés allí

CIRCULA:

Si acudes en vehículo particular, estaciona en los lugares habilitados para ello.

Como senderista, utiliza los caminos acondicionados para tal fin. Si usas la bicicleta, recuerda que el peatón siempre tiene preferencia y que has de circular a velocidad moderada. Respeta las propiedades particulares y las indicaciones existentes. Deja los portones y zarzos como los encontraste. En caso de acudir con tu animal de compañía, mantenlo siempre controlado.

PARTICIPA:

Participa en las actividades de nuestros Centros. Proporcionan la información y orientación necesaria para valorar la importancia del entorno y disfrutar más de la visita.

FAUNA Y FLORA:

Evita causar molestias a la fauna y no dañes la flora. Observa los animales de lejos y evita generar ruidos. En época de nidificación, de marzo a julio, el respeto a las aves ha de ser máximo. Si encuentras un animal herido, llama al 91 276 06 26.

AUTORIDADES:

Respeta las indicaciones de las Autoridades. Avísales de cualquier tipo de agresión o alteración al medio.

FUEGO:

No está permitido hacer fuego

USO PúBLICO RESPONSABLE:

Utiliza las Áreas Recreativas y las Sendas habilitadas para el uso público. Procura no interferir en el disfrute de otras personas y respeta a los agricultores, ganaderos y propietarios particulares que gestionan los recursos. Recuerda que está prohibido acampar, salvo en las zonas habilitadas para ello.



Cuando te vayas

TUS RESIDUOS:

Sé responsable de tus propios residuos. Sé previsor y lleva siempre una bolsa donde guardarlos hasta que los puedas depositar en un contenedor habilitado. Si puedes, recicla, reutiliza y recupera.

DEJA TODO COMO LO ENCONTRASTE:

No debes realizar actividades que modifiquen el estado actual del suelo, del agua, de la flora o de la fauna

Setas en peligro de extinción en la Comunidad de Madrid.

hypholomasublateritiumcopia
 
  Al igual que otros animales como el lince, existen especies de setas que

 también tendríamos que proteger, porque están en peligro de

 extinción. Proteger una seta significa dejarla en el lugar donde la

 vemos, no cogerla, dejarla esporar y no alterar su ecosistema. Existen

 listas rojas de setas a proteger en diferentes comunidades, a

 continuación se muestra la de la Comunidad de Madrid.

  Esta lista de especies fue iniciada por el Profesor F.D.Calonge para

concienciar a los científicos y los aficionados a las setas sobre la situación

de determinadas especies observada en los últimos 30 años. Debido a

diferentes factores ambientales, en los cuales todos tenemos alguna

responsabilidad, se ha observado que determinadas especies fructifican

con menor frecuencia en los campos de nuestra comunidad a como lo

hacían hace tiempo.

 Como es un fenómeno que ya se ha observado en otros lugares por otros

científicos se presenta esta lista para que en nuestros recorridos por el

campo evitemos recolectar estas especies o, si se hace, observar las

recomendaciones de dejar siempre ejemplares maduros para garantizar

su reproducción.
 

· Agaricus lutosus
· Aleuria aurantia
· Amanita caesarea
· Amanita echinocephala
· Amanita franchetii
· Amanita verna
· Battarrea stevenii
· Boletus calopus
· Boletus impolutus
· Boletus purpureus
· Boletus regius
· Boletus satanas
· Cantharellus cinereus
· Clitocybula lenta
· Coprinus macrocephalus
· Coprinus picaceus
· Cortinarius ionochlorus
· Cortinarius orellanus
· Cortinarius sanguineus
· Cortinarius varius
· Cortinarius violaceus
· Daedalea quercina
· Dendropolyporus umbelatus
· Geastrum triplex
· Gomphidius roseus
· Gyroporus castaneus
· Hebeloma radicosum
· Hebeloma sarcophyllum
· Hericium erinaceus
· Hohembuehelia geogenia
· Hygrocybe conica
· Hygrocybe lepida
· Hygrocybe punicea
· Laetiporus sulphureus
· Leccinum aurantiacum
· Leccinum corsicum
· Leccinum holopus
· Leccinum lepidum
· Lepiota aspera
· Mycena epipterygia var. atroviscosa
· Myriostoma coliforme
· Pholiota squarrosa
· Pleurotus cornucopiae
· Pleurotus dryinus
· Psilocybe semilanceata
· Ptychoverpa bohemica
· Pulveroboletus lignicola
· Rhodotus palmatus
· Russula mustelina
· Sarcodon leucopus
· Sarcoscypha coccinea
· Sparassis crispa
· Tricholoma acerbum
· Verpa conica